Volver arriba

 

De barranco en barranco y tiro porque…

 

Muchos han sido y son los caminos y senderos que surcan las sierras de La Rioja, vías de unión entre los pueblos y las personas que los moran, verdaderos motores socio-culturales de las comarcas que surcan. El enlace del GR 93 GR 190 Anguiano-Valvanera viene a unir oficialmente estos dos trazados riojanos siguiendo para ello la antigua senda que usaban los habitantes de Anguiano para peregrinar hasta su monasterio, hogar de la Virgen de Valvanera, ilustre Patrona de La Rioja.

Enlace GR 93 GR 190 Anguiano Valvanera

La ruta a través de sus 14,5 Km une estos dos transitados GRs, por un lado el GR 93 que atraviesa el sur de La Rioja de oeste a este y por el otro el GR 190, conocido también como el de Los Altos Valles Ibéricos y que desde Ezcaray viaja hasta Villoslada de Cameros, haciendo una obligada parada en el Monasterio de Valvanera. Este recorrido nos permitirá remontar con calma el curso del río Najerilla, hacia cuyo valle se precipitan los incontables arroyos que nos hemos de ir encontrando a nuestro paso. Arroyos que han perfilado las faldas de las montañas que recorren formando marcados barrancos como los de la Velilla, el Cristo o el Peñón, en los que crecen con fuerza la vegetación que pinta con llamativos colores sus laderas. Especies vegetales como las hayas o las encinas cuya frondosidad nos envolverá en muchas zonas de esta ruta y que poco a poco han ido recuperando el terreno cedido a los antiguos corrales usados por el ganado y los ganaderos que tan habituales eran y siguen siendo en esta tierra.

Valle del Najerilla

Muestra de ello son los Corrales de Salegar, ubicados poco después de nuestra partida de Anguiano 0 Km, y su remodelada Cabaña de los Estopares 3,3 Km, que nos muestra de una magnífica manera el aspecto que tenían estas tradicionales edificaciones, hoy caídas en desuso. Seguimos este histórico sendero de La Rioja poniéndonos en la piel de las gentes que antaño lo recorrían, unos por devoción, otros obligados por las pesadas labores ganaderas, pero todos ellos conocedores del bello rincón en el que se encuentra el Monasterio de Valvanera 14,5 Km hacia el que nosotros nos dirigimos, no sin antes descubrir los escondidos parajes y las magníficas panorámicas con las que esta ruta por la sierra riojana nos brinda mientras sobrevolamos el Valle del alto Najerilla.

Enlace GR 190 GR 93 Valvanera Anguiano

Truco

 

Poco más de 14 Km de carretera separan Anguiano del Monasterio de Valvanera, por lo que si nuestra idea es tan solo recorrer este enlace sin continuar al día siguiente con alguno de los GR que une podemos usar dos coches, dejando uno en cada lugar para evitarnos así los 14,5 Km de vuelta al punto de partida. Pero si nos sentimos con las suficientes energías y disponemos del tiempo necesario podemos hacer una bonita e intensa circular regresando hasta Anguiano o Valvanera, según sea el caso, a través de la Ruta de Valvanera que une el monasterio con el collado Cervanco y desde allí, siguiendo la Ruta de Tres Villas, llegar hasta Anguiano, ojo son un total de kilómetros cercanos a los 30.

 

 

Cómo llegar

 

 

 

Al municipio de Anguiano llegamos siguiendo la LR-113 que une Nájera con la burgalesa localidad de Salas de los Infantes, también unos kilómetros después de pasar por Anguiano, dirección Salas de los Infantes encontraremos el desvío que asciende hasta el Monasterio de Valvanera. Esta misma carretera, en Nájera, comunica con la A-12, Autovía del Camino y con la N-120, entre Burgos y Logroño. Además existe un amplio horario de autobuses interurbanos que unen a Anguiano tanto con Nájera, como con Logroño. Una vez en Anguiano, en plena carretera que atraviesa la localidad encontraremos, a la salida de Anguiano dirección Monasterio de Valvanera, una zona de aparcamientos donde poder dejar nuestro vehículo y poco después la calle que nos acerca hasta el Puente Madre de Dios donde comienza la ruta.

 

Mira la fotografía de 360º

 

Haz doble clic en la imagen para verla a pantalla completa

 

Sendimascota​Zona mascotas

 

Exigente recorrido para nuestro perro por lo que dada su distancia y el desnivel a salvar es importante que tenga una buena condición física. Atención en la parte final de la ruta, ya en el monasterio, es por carretera, y en el mismo monasterio suele haber bastante gente y vehículos.

Los muchos arroyos con los que nos vamos a encontrar no garantizan la disponibilidad del agua, sobre todo los meses de verano. Por la exigencia física del trazado es importante llevar agua y comida para cubrir el desgaste al que lo vamos a someter.

El ganado, las abejas en la zona de la Cabaña de Estopares, y los ocultos habitantes de las montañas que vamos a surcar, nos obligan a estar atentos de nuestro amigo en todo momento, como por otra parte debiera de ser lo normal.

 

Ico_etapas_GR

Ico_etapa_GrIco_Etapa_GR

 


Esta ruta ha sido realizada sobre el terreno por SENDITUR. La ruta puede variar mucho en función de la época del año y de las condiciones meteorológicas. SENDITUR no se responsabiliza de cualquier mal uso de sus guías y recomienda que cada uno sea responsable y prudente en la realización de la actividad. Igualmente, te invitamos a documentarte con libros y guías especializadas para complementar la información descrita. Todos los tiempos son efectivos y toman un carácter orientativo, no se han tenido en cuenta las paradas por pequeñas que sean. Para cualquier sugerencia, SENDITUR te invita a enviar un correo a

 

La Ruta

 

De Anguiano a la Cabaña de los Estopares

 

Es el Puente de Madre de Dios la puerta de entrada del GR 93 en Anguiano (0h 00min) y el punto de partida del enlace que lo comunica con su hermano, el GR 190 en el Monasterio de Valvanera.

Comenzamos la ruta que enlaza el GR 93 con el GR 190

Comenzamos la ruta siguiendo, como no podía ser de otra forma, la calle Valvanera dentro del Barrio de las Cuevas.

Seguimos por las calles de Anguiano

Esta larga calle nos lleva sin desvíos hasta la amplia plaza del Sol donde continuaremos por nuestra izquierda, saliendo de la plaza por alguna de las dos calles que llevan a las afueras de Anguiano, siendo la primera de ellas la que oficialmente está señalizada.

Nos despedimos de Anguiano

Rápidamente nos vemos despidiéndonos de la localidad y comenzando nuestro caminar a través de la pista asfaltada que nos guiará en esta zona del recorrido.

Comenzamos el ascenso

Seguimos la cómoda pista dejando a nuestra izquierda la central eléctrica de Anguiano para comenzar el ascenso de una dura rampa.

Seguimos ascendiendo

La pista asfaltada prácticamente llega a su fin tras dejar atrás un nuevo camino que, de seguirlo, nos conduciría hasta la Presa de los Benitones.

Nos despedimos de la Ruta de Tres Villas

La esforzada rampa remite en su desnivel mientras nosotros ahora dejamos atrás el trazado que sigue la Ruta de Tres Villas.

Seguimos sin desvíos

Por delante nos espera un largo tramo de terrosa pista sin grandes complicaciones.

Ahora por el camino de la izquierda

Sin saberlo nos dirigimos al primero de los numerosos barrancos que vamos a atravesar, en este caso es el del Encinar. Cruzamos pues este barranco y su correspondiente arroyo para encaminaros hacia un nuevo cruce de caminos.

Esta vez por la derecha

En esta ocasión las marcas del GR nos dejan bien claro el camino que debemos seguir. Comenzamos un nuevo tramo de ascenso que nos acercará hasta el siguiente cruce con el que nos hemos de encontrar.

En esta ocasión seguimos recto

Seguimos sin desviarnos, dejando tras nosotros este cruce y el sendero que asciende desde la Presa de los Benitones.

Dejamos atrás la Cabaña de los Estopares

No mucho más adelante nos esperan los antiguos Corrales del Salegar y la Cabaña de los Estopares (0h 45min).

 

De la Cabaña de los Estopares al Monasterio de Valvanera

 

Tras un pequeño descanso nos despedimos de este bonito paraje para proseguir con nuestra ruta, la cual retoma su perfil ascendente.

El camino ya no tiene tan buen firme

El camino comienza a perder su buen estado a medida que recorremos los restos de los antiguos corrales.

Dejamos el camino

Al poco rato nuestro camino gira bruscamente, momento en el que deberemos despedirnos de él para, siguiendo recto, comenzar el sendero que nos guiará en adelante.

En adelante seguiremos el curso de la senda

El desnivel, aun no siendo demasiado notable, sigue sin darnos un momento de respiro. La estrecha y en ocasiones empedrada senda corta la ladera de la montaña llevándonos sin pausa hasta el Barranco del Salegar.

Cruzamos el arroyo del Salegar

Cruzamos el pequeño arroyo para seguir ascendiendo esta vez por la ladera del barranco que antes contemplábamos a nuestra izquierda.

Es aconsejable tomarse con calma el ascenso

Este tramo de exigente pendiente nos permite observar el curso descendente del valle del Najerilla y los corrales que antes habíamos visitado.

Llegamos al hombro de la ladera

La senda nos lleva hacia el vértice de la ladera que nos separa de la siguiente barranquera por la que tenemos que pasar.

Vamos en busca del siguiente barranco

Como intuíamos nuestro sendero cambia de rumbo al pisar el hombro de la montaña, encaminándonos hacia el Barranco del Chorro. A nuestra izquierda ya podemos ver el perfil del sendero que en breve estaremos surcando.

Cruzamos el arroyo del Chorro

Una vez más nos veremos vadeando el arroyo que baja hacia el fondo del valle para volver a cambiar de orientación y proseguir con el ascenso.

El desnivel no da tregua

Como ya nos había avisado, este tramo de senda nos exige con su notable pendiente. Atrás queda la figura lejana de Anguiano, la cual nos volvemos a contemplar como excusa para recuperar el aliento.

Ganamos altura con rapidez

La senda se dirige sin lugar a dudas en busca del mejor lugar donde saltar el hombro de la montaña.

Volvemos a girar

No sin antes dibujar unos pequeños zigzag que nos indican el cercano final de este duro trecho.

Ya estamos arriba

Por suerte tras estas típicas eses llegamos a una pequeña majada en la que además de recuperar fuerzas, disfrutaremos de unas magníficas vistas.

El desnivel se suaviza

Ganada ya bastante altura atravesamos esta zona para continuar con el sendero que no ceja en su misión de recorrer la ondulada ladera de la montaña que estamos surcando.

Afrontamos algún que otro duro tramo

Alternamos zonas cuyo desnivel es más benévolo con otras que nos vuelven a exigir un sobreesfuerzo.

Seguimos cortando la falda de la montaña

La senda en la gran mayoría de su trazado no deja lugar a dudas e incluso nos permite contemplar su curso más adelante.

La vegetación nos envuelve

Después de un buen rato de caminata nos veremos rodeados de la frondosa vegetación que precede al siguiente barranco a salvar. Pero aún nos espera un buen trecho antes de llegar hasta él.

Cruzamos el arroyo del Peñón

En esta ocasión es el Barranco del Peñón y su correspondiente arroyo el que se interpone en nuestro camino.

La pendiente en algunas zonas es exigente

Tras atravesarlo nos deberemos enfrentar a otra exigente zona de ascenso que nos lleva en busca del siguiente hombro que tenemos que salvar.

La senda casi desaparece

La espesa vegetación continúa acompañándonos haciendo más bonito si cabe la ruta. Vegetación que casi llega a difuminar el sendero que estamos siguiendo.

Mantenemos el rumbo

Al rato llegaremos a una nueva majada, la cual cruzaremos, sin casi cambiar de rumbo, para encaramarnos a la ladera contraria del hombro que acabamos de saltar.

Proseguimos con la senda

Una vez más los árboles nos rodean ocultándonos la panorámica del valle que tenemos a nuestro lado.

Atentos a las marcas del GR

Y nuevamente la vegetación nos oculta en parte la senda a seguir, dejándonos a merced de las marcas del GR que nos vamos encontrando.

Tan solo hemos recorrido la mitad de la ruta

El Monasterio de Valvanera se nos muestra casi oculto por los árboles, haciéndonos creer más cercano el final de este sendero de La Rioja de lo que en realidad está.

Descendemos en busca del arroyo

Al rato comenzaremos a perder parte de la altura ganada, hecho que nos indica la relativa proximidad del siguiente barranco.

La maleza y el barro no ayudan

Este enmarañado paso nos obliga a estar atentos para descubrir por donde debemos continuar. Pasamos entra la maleza para encontrar el arroyo que ha formado este Barranco de Peña.

Cruzamos el arroyo de Peña

Vadeamos el pertinente arroyo para emprender un enmarañado paso poblado de vegetación que cubre totalmente el recorrido.

Aunque no lo parezca es por ahí

Nos abrimos paso entre los arbustos intuyendo el oculto trazado del desaparecido sendero. Por suerte pronto vuelve la normalidad y nuestro sendero reaparece permitiéndonos recobrar su marcado rumbo.

Seguimos ascendiendo

El desnivel poco a poco va perdiendo intensidad dejándonos avanzar con algo de mayor comodidad.

Aun nos queda un buen trecho hasta Valvanera

Sin casi darnos cuenta nos volveremos a ver remontando el curso de un nuevo barranco. Frente a nosotros se muestran los diferentes pliegues de la montaña que nos veremos obligados a surcar.

Podemos intuir el curso del sendero

Este barranco consta de diferentes arroyos que nutren al principal y que si o si tendremos que atravesar.

Salvamos este arroyo

Al rato llegamos al primero de ellos y quizás el que más engañosa confianza nos llega a trasmitir, ya que el antiguo tronco del árbol caído que lo cruza oculta el verdadero aspecto de este paso.

Cruzamos el siguiente arroyo

Salvada la trampa oculta del arroyo emprendemos un rápido sube y baja que nos acercará al siguiente cauce que hay que atravesar. Una vez cruzado ya podemos decir que estamos en el Barranco de la Velilla.

Cruzamos el arroyo de la Velilla

Nada más atravesarlo comenzamos, quizás, la rampa más dura de cuantas tenemos que afrontar. Un duro ascenso que parece llega a su final antes de lo que realmente lo hace.

Un pequeño descansillo

Y es que tras un pequeño descansillo, con descenso incluido, el sendero continua salvando el desnivel que nos separa del, ahora sí, último hombro que hemos de saltar.

En este último ascenso la senda no está en tan buenas condiciones

Aunque todavía nos espera un buen trecho de empinado sendero, antes de llegar a la majada que corona esta ruta de enlace entre GRs.

Es fácil despistarse

Una vez arriba se abre ante nosotros un verdoso paisaje en el que deberemos estar atentos para poder seguir el curso del itinerario. Debemos descender desviándonos ligeramente hacia nuestra derecha, en busca de las marcas que señalizan el recorrido.

Un poco más adelante giramos radicalmente

Al llegar a los límites de los arbustos nos encontraremos con dos opciones a seguir y con el valle que a nuestra derecha asciende hacia Valvanera.

Esta zona no está para nada clara

Si avanzamos un poco más descubriremos como la ruta gira bruscamente para comenzar con el sendero que nos llevará hasta el cercano monasterio.

Recuperamos la senda e iniciamos el descenso

Al momento comenzamos con el notable descenso que nos espera a través de un frondoso bosque. Las cimas de los montes que componen la sierra de Los Pancrudos nos sirven de referencia a seguir.

Valvanera se hace esperar

El largo descenso pierde su intensidad inicial haciéndonos dudar de la cercanía del monasterio hacia el que nos dirigimos.

Nos desviamos a la izquierda

Una vez más otra verde majada se abre ante nosotros obligándonos a atravesarla. Aquí hay que estar atentos ya que el rumbo a seguir nos acerca descendiendo hacia el valle, en vez de llevarnos como hasta ahora hacia las cimas de Los Pancrudos.

Ojo seguimos recto

Pero las posibles dudas que nos hubieran podido surgir llegan a su final poco después de abandonar la majada, momento en el que el Monasterio de Valvanera se muestra en todo su esplendor.

Aquí también recto

Este tramo final son varias las sendas que parecen llevarnos más directos hacia él, pero en todos los casos debemos hacer caso omiso de sus encantos.

Cruzamos el arroyo del Cristo

El descenso nos lleva directo hasta el último de los barrancos que pueblan este enlace del GR 93 con el GR 190, el Barranco del Cristo. Ahora tan solo nos queda seguir el curso descendente de sus aguas.

Toca ascender los últimos metros

La carretera de Valvanera nos aguarda tras volver a vadear el arroyo que fluye ladera abajo. El asfalto es ahora el encargado de hacernos remontar los metros que nos separan del cercano monasterio.

Llegamos al Monasterio de Valvanera

La regia edificación sirve de inmejorable broche final para esta ruta a la que ya solo le resta recorrer la bella arcada del Monasterio de Valvanera (5h 00min).

Al final del siguiente edificio está el GR 190

Una vez atravesado este pasaje del monasterio accederemos al patio donde este enlace une con el GR 190 el GR 93 que abandonamos en Anguiano.

 

Ico_etapas_GR

Ico_etapa_GrIco_Etapa_GR

 


Esta ruta ha sido realizada sobre el terreno por SENDITUR. La ruta puede variar mucho en función de la época del año y de las condiciones meteorológicas. SENDITUR no se responsabiliza de cualquier mal uso de sus guías y recomienda que cada uno sea responsable y prudente en la realización de la actividad. Igualmente, te invitamos a documentarte con libros y guías especializadas para complementar la información descrita. Todos los tiempos son efectivos y toman un carácter orientativo, no se han tenido en cuenta las paradas por pequeñas que sean. Para cualquier sugerencia, SENDITUR te invita a enviar un correo a

 

SenditurisenderistaFicha técnica

 

Distancia total. 14,5 Km

 

Tiempo total. 5h 00min

Con casi toda seguridad tendremos cierta diferencia de tiempos de recorrer la ruta en uno u otro sentido, dado el marcado perfil que nos toca afrontar de ascenso o descenso según sea nuestro rumbo. 

 

Época del año. Si hace calor es aconsejable madrugar

Primavera y otoño son meses de máximo esplendor en estas montañas, un colorido tapete pinta, con los característicos colores de cada periodo, las faldas de las montañas y los valles que recorremos, haciendo más bonito si cabe el paisaje que nos rodea. El verano o mejor dicho los días calurosos pueden endurecer más de lo que nos pensamos la ruta. Con mal tiempo, nieve, hielo o niebla no es demasiado aconsejable emprender la marcha por muy bien señalizada que inicialmente puede estar.

 

Material necesario. No hay margen de error

Es importante ser conscientes a la hora de equiparnos y aventurarnos en esta ruta que no hay escapatorias posibles si tenemos algún imprevisto, es decir, no tendremos atajos o desvíos que podamos tomar y que nos saquen del sendero antes de llegar al monasterio o a la cabaña de Estopares. Por lo tanto deberemos equiparnos correctamente con el material necesario, ser previsores y aplicar el sentido común.

 

Desnivel acumulado. 1.156 m   Desnivel positivo. 760 m   Desnivel negativo. 396 m

 

Altitud máxima. 1.214 m   Altitud mínima. 620 m

 

Dificultad. Moderada

 

Física

Para alguien que goce de la buena condición física que aporta el recorrer habitualmente este tipo de trazados y siempre en condiciones normales, estamos ante una ruta con su cierta exigencia física, tanto por la distancia como por el desnivel, pero que no debiera ponerle en grandes dificultades, no siendo así cuando no solemos movernos con cierta frecuencia en cuyo caso la exigencia será notable. El calor sin duda endurecerá considerablemente la dificultad física del itinerario aunque gocemos de tramos con algo de sombra.

 

Severidad del medio

Sin la presencia del barro, la nieve o el hielo, en cuyo caso hablaríamos de una ruta complicada, son los arroyos que corren por los diferentes barrancos que tenemos que salvar y sus resbaladizas piedras las que nos plantearan casi todas las dificultades. Cabe destacar uno en especial el cual reconoceremos por el tronco del árbol caído que nos aporta un improvisado puente sobre el cauce del arroyo, si nos fijamos bien veremos la caída que oculta el tronco que ha ido acumulando las piedras y el lodo que arrastra el arroyo a modo de presa. Bien es cierto que el sendero surcar las empinadas laderas de las montañas que recorre la ruta por lo que nos hemos de encontrar con zonas sujetas a posibles corrimientos de tierras que nos dejen algo más expuestos de lo apetecible, obligándonos a valorar el riesgo presente en cada lugar. Por lo demás los posibles resbalones cuando nos disponemos a descender los empinados tramos que afronta el sendero es cuanto debiéramos sufrir.

 

Orientación

Por lo general bien señalizado aunque existe algún que otro tramo que nos puede hacer tener alguna duda, sobre todo si la visibilidad es reducida. Estamos ante un sendero homologado y las marcas rojas y blancas, típicas de los GR, nos guían sin mayores complicaciones. La majada que precede al comienzo del descenso hacia Valvanera quizás es el punto que más dudas nos hará tener. Otro condicionante es la vegetación que puede llegar y llega a ocultarnos parte del, por otro lado, pisado sendero. Como debiera ser lo habitual el sentido común nos tendría que bastar para intuir que con niebla o la nieve cubriéndolo todo no es muy aconsejable aventurarse por estos barrancos.

 

Lugares importantes de paso

 

NOMBRE LUGAR DE PASOTIEMPO HASTA ÉLALTITUDDISTANCIACOORDENADAS UTM
 01-Anguiano0h 00min627 m0 Km30T 519147 4678521
 02-Cabaña de los Estopares0h 45min760 m3,3 Km30T 516926 4677048
 03-Monasterio de Valvanera5h 00min1.000 m14,5 Km30T 510591 4675373

Coordenadas UTM Datum WGS84

 

Perfil de la ruta

Perfil del Enlace del GR 93 GR 190 Anguiano Valvanera

Cartografía

Mapa topográfico del Enlace GR 93 GR 190 Anguiano Valvanera

IGN

 

Este esquema con el trayecto es aproximado y ha sido creado a partir de la base cartográfica derivada © Instituto Geográfico Nacional  "Cuadrante 240-2, 240-4, 241-1 y 241-3, 1:25.000"

 

 

Tracks y mapas

Senditur ha manipulado los tracks para corregir los puntos aberrantes que pudieran existir, ocasionados por problemas con la recepción de la señal GPS. En estos casos algunos tramos del recorrido del track son aproximados.

 

Sigue al senderista virtual

 

 

Descubre que tienes a tu alrededor con la APP de Senditur disponible para:

Ico_Android     Ico_iOS

 

Senditur te anima al uso de las nuevas tecnologías a tu alcance, utilizándolas a modo de apoyo y consulta en tu actividad, no basando la realización  y la orientación de la misma única y exclusivamente en ellas, ya que estas pueden ver alterado su funcionamiento por muy diversas causas, no funcionando correctamente y llegando a no ser precisas sus indicaciones. Senditur no se responsabiliza de cualquier mal uso o funcionamiento de sus guías electrónicas y recomienda que cada uno sea responsable y prudente en la realización de la actividad. Igualmente, te invita a documentarte con libros y guías especializadas para complementar la información descrita

 

Ico_etapas_GR

Ico_etapa_GrIco_Etapa_GR

FICHA Y TRACKS

 

Equípate para la ruta

 

Elegir correctamente el material que debemos emplear en una ruta puede marcar la diferencia entre pasar un día agradable o no guardar un buen recuerdo del recorrido realizado. Adaptar nuestro equipo a las condiciones meteorológicas, las características de la ruta y las nuestras propias, es decir, equiparnos correctamente no solo nos ayudará en la ruta, también nos aportará una mayor seguridad. A continuación os proponemos algunos ejemplos que esperamos os sean de utilidad.

 

Ropa

 

El medio natural en el que nos movemos es cambiante, por ello la ropa que elijamos debe cumplir una serie de particularidades. Confort, transpirabilidad, resistencia, ligereza, o impermeabilidad varían en función de cada prenda y del uso al que la vayamos a destinar. Utilizar diferentes capas ampliará nuestras opciones permitiéndonos protegernos mejor del frío, el viento o la lluvia.

 

Primera capa

Camiseta

 

Al estar en contacto directo con la piel la característica principal que debe tener es una gran capacidad de evacuación del sudor, a la que hay que sumar un rápido secado. Otra de las funciones más desconocidas de esta capa es protegernos de los rayos del sol en verano. Camiseta técnica y de fibra, transpirable y con factor solar.

 

Segunda capa

Fibra

 

La función principal de las prendas intermedias es retener el calor corporal, evacuar el sudor e incluso algunas prendas actuar de cortavientos protegiéndonos del frío. Habitualmente compuestas de fibras, deben ser de secado rápido, con resistencia a la abrasión y de poco peso, además de cómodas. Chaqueta de fibre con capucha, resistente al viento y con acabado repelente al agua.

 

Tercera capa

Impermeable

 

Prenda pensada para aislarnos en lo posible de las inclemencias del tiempo, lluvia, nieve, viento. Tiene que tener una buena relación entre impermeabilidad y transpirabilidad, además de ser ligera y resistente. Nos permite combinarla con las capas anteriores en función de las condiciones meteorológicas. Chaqueta impermeable de poco peso y volumen.

 

Pantalón

Pantalón

 

Pantalón de senderismo ligero y cómodo, confeccionado en tejido elástico para que se adapte mejor a nuestros movimientos, tiene que ser resistente y de secado rápido. Pantalón técnico, con refuerzos y tejido repelente al agua.

 

 


 

 

Calzado

 

El calzado es una parte fundamental de nuestro equipamiento, no tenemos que olvidar que habitualmente nos acompañará durante toda la actividad. Agarre, comodidad, transpirabilidad e impermeabilidad son algunas de las características que debemos tener en cuenta y que van de la mano junto a su rigidez y robustez, aspectos que hacen a cada calzado diferente y enfocado a un tipo u otro de uso y terreno.

 

Bota de senderismo

Bota de senderismo

 

Bota cómoda, ligera y estable que acompañe los movimientos del pie, impermeable y de secado rápido, además de una buena capacidad de transpiración y de adsorción de impactos contra el suelo a la hora de andar. Bota de caña media, con membrana y fabricada en cuero.

 

 


 

 

Complementos textil

 

En ocasiones los grandes olvidados, hasta que los echamos en falta o nos damos cuenta de su importancia. Protegen del frío, del viento, del sol o de la humedad las zonas más delicadas de nuestro cuerpo, las más expuestas a las inclemencias del tiempo y las que antes notan sus efectos. 

 

Calcetines

Calcetines

 

Uno de los complementos más importantes a tener en cuenta. Tienen que mantener el pie seco y fresco, evitar rozaduras, ser confortables y resistentes, es muy importante que tengan un buen rendimiento termal, es decir, regular la temperatura del pie en función de las condiciones meteorológicas. Elaborados en lana merina, cuentan con refuerzos en puntera y talones.

 

Gorras, pañuelos y sombreros

Gorra

 

Protegernos la cabeza de los rayos del sol, del frío y del viento es imprescindible en cualquier actividad que realicemos al aire libre, sobre todo si, como es el caso, vamos a estar varias horas a merced de los elementos. Tejido ultra ligero de alta transpiración, cuenta con ajuste por velcro.

 

Guantes

Guantes

 

Junto con los pies, las manos son las primeras en sufrir los efectos del frío, por lo que mantener su temperatura es sumamente necesario. Es importante que tengan un buen equilibrio entre la calidez del guante y la maniobrabilidad que nos permite, admite la composición por capas. Corte de bajo perfil, ajustados y finos.

 

 


 

 

Equipo, tecnología y accesorios

 

Su utilidad es indiscutible tanto a la hora de preparar o planificar nuestra actividad, como a la hora de realizarla. Electrónica, transporte, seguridad… todo un mundo de accesorios en constante evolución que nos ayudan al mismo tiempo que nos exigen conocerlos y saber usarlos correctamente para sacarles el máximo partido.

 

Mochila

Mochila

 

Tamaño, estructura y sistemas de ajuste, junto con los detalles técnicos y materiales empleados, son variables que debemos observar para obtener un modelo adecuado a nuestras necesidades. Mochila de trekking capacidad media, aproximadamente de 30l. 

 

GafasGafas

 

Elemento fundamental en nuestra actividad al aire libre para evitar lesiones oculares, al resguardar nuestros ojos no solo del sol, sino también del viento y del frío. Gafas de sol cat.2-3 lente fotocromática.

 

Bastones

Bastones

 

Nos proporcionan estabilidad en terrenos complicados, liberan a las piernas de parte de la tensión y sobrecarga que sufren, activan la circulación del tren superior del cuerpo. Bastones telescópicos con antichoque.

 

Botiquín

Botiquín

 

Uno de los imprescindibles en nuestra mochila, te ayudará a solucionar pequeños imprevistos que pueden surgir en el medio natural y a los que estamos expuestos, picaduras, rozaduras, urticarias… Botiquín básico de primeros auxilios.

 

Mapas, Brújula y GPS

 

GPSMuchos de los recorridos que realizamos suelen estar perfectamente señalizados y bien definidos, aún así en nuestra mochila nunca deberían faltar los elementos necesarios que, en caso de necesidad, nos permitan orientarnos, seguir la ruta y llegar a nuestro destino. Mapa, brújula, GPS… son unos buenos compañeros de viaje que nos proporcionan seguridad y nos ayudan en el medio natural. GPS deportivo, 12h de autonomía y pantalla anti reflejos.

 

Hidratación y alimentación

Cantimplora

Durante todo el año, en nuestros recorridos, debemos hidratarnos y alimentarnos adecuadamente. Los largos recorridos, el calor o la humedad juegan en nuestra contra haciéndonos perder energías y líquidos, vitales para nuestro organismo e importantes para no pasarlo mal en el recorrido. Cantimplora de 1l.

 

 


 

 

Material para mascotas

 

No podemos olvidarnos de nuestro más fiel compañero que nos acompaña allí donde vamos recorriendo las mismas rutas, aguantando la misma lluvia o pasando el mismo frío. Por suerte hoy en día disponemos de una serie de complementos que nos permitirán protegerlo y equiparlo como es debido para que podamos disfrutar juntos de la ruta elegida. 

 

Botines

Botines

 

Los terrenos duros o rocosos pueden generar heridas en las almohadillas plántales de nuestro perro además de un desgaste excesivo. Botines ajustables con detalles reflectantes.

 

Mochilas

Mochila arnés

Nuestro perro también necesita agua, comida, su botiquín específico… una serie de equipamiento que no podemos dejarnos en casa, sobre todo si vamos a realizar largos recorridos. Mochila arnés con aproximadamente 9l. de capacidad.

 

 

Ico_etapas_GR

Ico_etapa_GrIco_Etapa_GR

FICHA Y TRACKS
LOCALIDADES

Localidades en la ruta

 

Anguiano

 

Anguiano, La Rioja

 

 

Localidades cercanas a la ruta

 

Matute

 

Matute, La Rioja

 

 

Tobía

 

Tobía, La Rioja

 

EL TIEMPO

CURIOSIDADES

​¿Sabías que…

 

Existe una tradición, que se ha solido repetir cada año desde hace ya 60, conocida como la Valvanerada y que consiste en subir caminando desde Logroño hasta el Monasterio de Valvanera, recorriendo así a pie los aproximadamente 64 Km que los separan.

 

No te pierdas…

 

La visita al conjunto monumental del Monasterio de Valvanera donde, entre otras cosas, cabe destacar el Camarín de la Virgen, situado detrás del altar mayor, o la ermita del Cristo del monasterio a escasa distancia del edifico principal.

 

 AGENDA

18ª Marcha senderista por los montes de Anguiano

 SERVICIOS TURÍSTICOS

 

 

 CAMINAMOS CONTIGO

Turismo en La Rioja 8 Lugares y Rutas

 NO TENGAS DUDAS 

 

Con nuestra App podrás descubrir lo que tienes a tu alrededor como las montañas, las localidades o los lugares de interés.

 

Ico_móvil

Información disponible:

Descubre lo que te rodea

 

Ico-Android     Ico-iPhone

 

 COMPARTE TU EXPERIENCIA

 

Comparte tus experiencias

 

Te agradeceríamos que nos escribieras para informarnos de cualquier dato erróneo o no actualizado que hayas encontrado, o simplemente para hacernos llegar tu opinión a Muchas Gracias.

 

 COMPROMISO ECOLÓGICO

 

Cuida la Naturaleza No tires basura

 

 RUTA PROMOCIONADA POR:
 
Banner_Anguiano
Banner_Aidillo

 

Monasterio de Valvanera

Monasterio de Valvanera

Anguiano, La Rioja

Lugar de emplazamiento de la Virgen de Valvanera, Patrona de La Rioja

Cuevas de Ortigosa

Cuevas de Ortigosa

Ortigosa de Cameros, La Rioja

Un museo donde la naturaleza exhibe su poder y arte

Monasterio de Yuso

Monasterio de Yuso

San Millán de la Cogolla, La Rioja

El Escorial de La Rioja

Monasterio de Suso

Monasterio de Suso

San Millán de la Cogolla, La Rioja

Cuna del Castellano y panteón de los siete héroes castellanos

Ctra. Lerma, Km. 45

26322, Anguiano, La Rioja

941745003

Restaurante La Cañada

Anguiano, La Rioja

Restaurante La Cañada